La Flotilla de la Libertad adquiere el velero Estelle para romper el cerco a Gaza

En Turku, Finlandia, Dror Feiler, portavoz de la iniciativa, ha anunciado que el 4 de abril se ha comprado el velero Estelle. El barco ha pertenecido a la compañía Eestaas Ltd. desde 1985 y ha sido usado para viajar entre el norte de Europa y África dedicado al comercio justo. La Flotilla mantendrá esta tradición con una iniciativa no-violenta y un acto de solidaridad con un objetivo: poner fin al inhumano e ilegal bloqueo impuesto a Gaza y a su millón seiscientos mil habitantes palestinos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El Estelle será un instrumento clave en el próximo intento de poner fin al bloqueo. En 2010 un amplio despliegue naval israelí atacó una flotilla pacífica, matando a nueve pasajeros e hiriendo a más de cincuenta. En 2011 el gobierno griego, bajo altas presiones, cedió al bloqueo israelí y detuvo una segunda Flotilla de la Libertad en puertos griegos. Fue un hecho forzado, violando leyes internacionales así como leyes de la Unión Europea. Ningún gobierno protestó contra esta completa violación de los principios de libertad de movimiento de personas y bienes dentro de la Unión Europea.
El pueblo de Gaza solo puede soñar con esa libertad de movimiento. Los casi cinco años de bloqueo han sido devastadores en su objetivo de impedir que gente y bienes se puedan circular hacia y desde Gaza. Confinada en una pequeña superficie, la gente se convierte en objeto regular de ataques por parte del ejército israelí. Tal vez lo peor de todo es el aislamiento de la familia, amigos, universidades y el resto de la sociedad de los territorios ocupados palestinos.

Desde el comienzo del bloqueo 350.000 niños han nacido en Gaza. No conocen otra realidad más que la mayor cárcel a cielo abierto del mundo.

Nos planteamos una simple pregunta: ¿Son los palestinos seres humanos? Si la respuesta es ‘SI’, entonces hay que reconocer a los palestinos y palestinas los mismos inalienables derechos que al resto. Quienes contesten ‘NO’ quedarán tan en evidencia como aquellos que buscan deshumanizar.

En 2012 navegaremos desde aguas nórdicas hasta Gaza, a través de puertos del Báltico, Atlántico, Cantábrico y Mediterráneo. En cada puerto se organizarán eventos: música, charlas y nuestro viaje extenderá la palabra sobre la situación en Gaza y de su gente. Mucha gente tendrá la oportunidad de participar en este viaje pacífico por la solidaridad en cualquiera de las muchas singladuras del viaje desde el norte a Gaza.

Estelle será nuestro barco y continuará su orgullosa tradición de navegar en pos del Comercio Justo y los Derechos Humanos.